La calidad e innovación del campo y la agroindustria estatal cada vez más se vinculan con su gastronomía, lo que genera un círculo favorable para productores, prestadores de servicios y el consumidor, afirmó el titular de la Seder, Héctor Padilla Gutiérrez.

En el Tercer Encuentro Gastronómico Jalisco Produce, Jalisco Consume, el funcionario de la Secretaría de Desarrollo Rural (Seder resaltó que se trata de que se vinculen de cerca el origen de los productos con el destino que tienen sin intermediación.

“Esto beneficia a todo mundo, beneficia al productor porque logra buenos precios, beneficia al consumidor porque obtiene buenos productos y buenos precios, se prestigia a la industria, se prestigia a Jalisco”, señaló.

Padilla Gutiérrez resaltó que afortunadamente en la producción de alimentos se avanza en calidad a través de la innovación y en las mejores técnicas para su comercialización, tanto para el mercado doméstico, como para la exportación a nuevos nichos de mercado.

Puso el ejemplo de que en breve saldrá el primer embarque de limón persa a Polonia por la vía aérea, lo que supone un avance a su envío por flete marítimo que ya se ha logrado.

Habló también de la creatividad de un empresario que ha logrado enviar una salsa a base en agave a Emiratos Árabes y de una empresa de salsa de chile de Yahualica que ha crecido en su penetración por gran parte del territorio nacional.

Héctor Padilla manifestó que en la consolidación de los productos agroalimentarios para innovar en la producción y la comercialización, mucho ha contado el talento de las nuevas generaciones y la aportación de las mujeres en diversos proyectos.

Por su parte, el presidente estatal de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), Sergio Jaime Santos, enfatizó en que estos encuentros han sido muy positivos para relaciones de negocio entre sus agremiados y los productores agroalimentarios.

A nombre de los productores habló Mónica Hernández, quien puso de manifiesto que este ejercicio nuevamente cumplió el objetivo para la proyección de los productos primarios.

Este ejercicio trajo la sinergia entre 93 productores y agroindustrias y 88 prestadores de servicio en restaurantes y hoteles.

Entre los productos exhibidos hubo conejo, cordero, tilapia, trucha, productos de chía, Jamaica, lobina, ranas, aguacate, diversas hortalizas, salsas, flores, tequilas, cremas de licor, por citar algunos.

También participaron dos escuelas gastronómicas: la del Colegio Nacional de Educación Profesional Técnica (CONALEP) y la Escuela ISIMA.